EDEMA OSEO ¿QUE ES? ¿COMO SE TRATA?

Dibujo de rodilla con edema oseo
Dibujo de rodilla con edema óseo en la meseta tibial y el condilo femoral internos

EDEMA OSEO ¿QUE ES?

Un edema óseo es una lesión en la zona medular del hueso que puede aparecer por diferentes maneras:

  • Por contusión

Golpe o traumatismo en la zona donde aparece la lesión, está no es tan frecuente, aunque puede pasar cuando hay un impacto fuerte contra el hueso, pero lo más frecuente es que el hueso se fisure o fracture. Puede incluso pasar que aparezca una fisura o fractura y tengamos un edema óseo también, esto hace que después de la lesión aun ya recuperada esta, sintamos dolor o molestia haciendo ciertos movimientos implicados o en la palpación.

  • Por microtraumatismos

Puede ocurrir también que en un determinado deporte en el que hagamos gestos muy repetitivos, por ejemplo, determinados apoyos en el futbol, o en el baloncesto, que nos vaya causando una pequeña lesión o edema óseo poco a poco en la zona de apoyo. Lo más frecuente suele ser en el 5º meta, en la tibia e incluso en el peroné. Estas si no se detectan a tiempo pueden acabar causando lo que se llama una fractura por estrés, es decir, que cuando el edema aparece en una determinada zona del hueso y esa zona es una zona de carga, al final el hueso es más débil en esa zona y acaba fracturándose o fisurándose. (enlace)

Pie de un corredor apoyando en el suelo en momento de correr
Impacto pie-suelo al correr
  • Derivado de otras lesiones

Estos edemas aparecen después de producirse otra lesión, las más frecuentes son en la cola del astrágalo, en el astrágalo, escafoides o cuboideo en los esguinces fuertes de tobillo o en las mesetas tibiales en las lesiones importantes de rodilla como rotura del ligamento cruzado anterior o fisuras de meniscos (enlace) .Aquí hay que valorar si el edema óseo se encuentra en una zona de carga o no para ver si podemos retomar la actividad deportiva.

¿COMO SE TRATA?

Como acabo de decir, lo más importante es hacer una buena valoración para ver si este se encuentra en una zona de carga del hueso o no. Dependiendo de esto vamos a retomar la actividad durante el tratamiento o no.

  • Si está en una zona de carga del hueso, el tratamiento consistirá en que la persona no genere impactos fuertes en la zona (para no causar una fractura por estrés) y el tratamiento estrella para el hueso en fisioterapia que es la magnetoterapia a diario (consultar con el especialista o fisio para determinar los tiempos y parámetros de aplicación de este aparato). El paciente podrá realizar vida normal, exceptuando la vuelta al deporte en concreto con que le apareció la lesión. En Higea Fisioterapia Granada, tenemos una máquina de magnetoterapia portátil que está a disposición de los pacientes como alquiler.
  • Si no está en una zona de carga del hueso, el tratamiento será igual que el anterior, pero pudiendo realizar el deporte de impacto que el paciente esté haciendo en caso de que lo practique. Normalmente el paciente tiene molestias en la zona ósea afectada e incluso al movimiento o la palpación, pero este deberá realizar el deporte y su vida diaria con normalidad hasta que desaparezca el dolor.

Hay que tener en cuenta que un edema óseo tarda en curarse un poco más que otras lesiones, puede variar entre 2 meses a 1 año, ya que la fisiología del hueso es más lenta, su proceso de destrucción y regeneración es más lento que el de otros tejidos.

TRATAMIENTOS COMPLEMENTARIOS

Por último, hay que valorar si el paciente no está teniendo problemas con el metabolismo del hueso, ya que este órgano es muy importante para el funcionamiento de otros tejidos, y se descompone durante el día a favor de otros órganos (como el músculo y el sistema inmune) y durante la noche se regenera. Muy importante pacientes o deportistas con resistencia a la insulina o problemas en el metabolismo de la glucosa, en este caso habría que medir los niveles de osteocalcina en sangre.

Para esto debemos tener en cuenta que hay ciertas sustancias que ayudan al metabolismo del hueso, como la vitamina K1, K2, vitamina D3, probioticos y fermentados, zinc, magnesio, cobre, silicio y magnesio.

Lo recomendable es la ingesta de estos mediante los alimentos como verduras de hoja verde (vit K1 y K2) (Enlace) y productos grasos marinos y ricos en omega 3 (zinc, magnesio). Esto es mejor hacerlo en la ultima comida del dia y que no sea muy tarde, ya que como hemos dicho antes, el hueso, se regenera durante la noche y necesita sus vitaminas y nutrientes adecuados para hacerlo. (Enlace).

Tomar el sol (vit D) para favorecer la buena absorción de calcio en la zona del hueso lesionada. (Enlace)

Varios alimentos derivados de pescados, verduras de hoja verde, huevos, legumbres y leche
Alimentos con nutrientes ricos en grasas omega 3, vitamina K1 y K2

RESUMEN TRATAMIENTO:

  • Técnicas descompresivas en la zona ósea y articular del hueso afectado
  • Técnicas intraoseas del hueso implicado y las articulaciones colindantes
  • Magnetoterapia
  • Llevar una buena alimentación, baja en azucares refinados para no tener resistencia a la insulina.
  • Tomar el sol (vitamina D3)
  • Aumentar la ingesta de verduras de hoja verde (vitamina K1 y K2)
  • Aumentar la ingesta de grasas saludables que provienen de pescados y mariscos (omega 3, zinc, magnesio), en la última comida del día,

Tener un buen ciclo de sueño, acostándonos temprano y durmiendo entre 7 y 8h, para que se regenere bien el hueso.

Deja un comentario

Abrir Chat
1
¿Necesitas ayuda?
Hola 👋
¿Podemos ayudarte?